27 Marzo, 2012
0

veces
compartido

Noticias

Mitsubishi refuerza su apuesta por las tecnologías verdes

Una vez más, la marca japonesa muestra su compromiso con el medioambiente. Esta vez, para evitar el calentamiento global y reducir el uso de los recursos fósiles, está utilizando en la fabricación de sus vehículos una gran variedad de materiales a base de vegetales, para promover el desarrollo de nuevos elementos ecológicos.

“Green Plastic” es el término genérico de todas las tecnologías que usan materiales de origen vegetal. Mitsubishi Motors ya está empleando este tipo de elementos, y otros derivados del petróleo, como la fibra PET, que es utilizada en las superficies interiores de los vehículos fabricados por la marca japonesa, debido a su buena durabilidad, sumada a sus propiedades retardantes del calor y el fuego. Además, estos productos pueden llegar a reducir las emisiones de CO2 hasta en un 19 por ciento en comparación con los materiales de superficie convencionales utilizados en la industria automotriz.

Estos “plásticos verdes” están siendo utilizados en asientos, techos y otras superficies de acabado interior de los automóviles Mitsubishi. Por su parte, las alfombras de piso están siendo creadas a base de fibra PTT (politrimetileno tereftalato), creada con un 1,3 por ciento de propanodiol, un elemento que se produce a través de la fermentación de carbohidratos extraídos del maíz, y ácido tereftálico, derivado del aceite. Tiene gran elasticidad y flexibilidad, lo que la transforma en la candidata perfecta para ser usada en todo tipo de superficies dentro del automóvil, además de reducir las emisiones de CO2 en un 51 por ciento en comparación con las alfombras tradicionales.

Además de estos elementos, Mitsubishi Motors está aplicando como componentes para sus vehículos la fibra de bambú y las plantas de resina fenólica, la cual es altamente resistente al calor. Sin duda, el fabricante japonés apuesta por las tecnologías verdes y el cuidado de nuestro ecosistema, además de creer fehacientemente que esta novedosa iniciativa tiene el potencial suficiente para ayudar a la revitalización de los bosques de Japón y el mundo.